Mujeres serán incluidas como trabajadoras en Plan de Reactivación Económica de la CChC

Mujeres serán incluidas como trabajadoras en Plan de Reactivación Económica de la CChC

El Círculo de Mujeres de Concepción apoyó la medida que busca establecer una cuota que asegure la incorporación femenina en la propuesta reactivadora. Asimismo, trabajan para aumentar la participación de mujeres en el rubro, pero a la vez, visibilizar a quienes ya están en la industria.

Lograr espacios de participación laboral femenina es uno de los ejes de trabajo del Círculo de Mujeres de la CChC Concepción. En este sentido, el grupo impulsó el establecimiento de cuotas de inclusión para este segmento en el Plan de Reactivación Económica que el gremio presentó hace algunas semanas.

La iniciativa reactivadora, a 3 años plazo, considera la creación de 600 mil empleos a nivel nacional, con una inversión de US$ 22.600 millones. Para la región del Biobío, se contemplan 45.000 nuevos puestos de trabajo y una inversión en la ejecución de proyectos de US$ 9.000 millones.

La presidenta del grupo de trabajo, Nathalie Dubois, quien participó en una instancia similar en Santiago para apoyar esta iniciativa, señaló que es un paso importante que apunta a incorporar la diversidad de talentos y género en las actividades de la construcción.

“Es necesario incrementar el número de mujeres que trabajan en el sector, pero también, es fundamental visibilizar a quienes ya se desempeñan en este rubro”, dijo la dirigente.

En estos tiempos, otro de los desafíos a los que apuesta el gremio es mantener el vínculo con trabajadoras que perdieron su empleo producto de los efectos económicos de la pandemia. Una de las formas de llegar a ellas, cuenta Dubois, es apoyarlas con ayuda netamente femenina, a través de la distribución de canastas con artículos dirigidos a ese sector y que, en general, no están incluidos en otras ayudas.

Pero, sobre todo, recalca la dirigente el compromiso es puedan ser consideradas para retomar trabajos en la industria.

Para esta tarea, el Círculo de Mujeres espera continuar capacitando al sector femenino que trabaja en obra, tal como se realizó en 2019, al perfeccionar a 10 mujeres en gasfitería, mediante un convenio con el Servicio Nacional de la Mujer y Equidad de Género (Sernameg).

Según Dubois aumentar las habilidades es vital para que puedan optar a mejores y más altos puestos de trabajo, así como también, a una mejor remuneración. “El objetivo es entregar nuevos conocimientos a quienes ya están en el rubro, para que sean ellas las que abran el camino a nuevas trabajadoras”, recalca.

Mantener el vínculo con trabajadoras que perdieron su empleo producto de los efectos económicos de la pandemia es uno de los desafíos del Círculo de Mujeres.

PARTICIPACIÓN GREMIAL

Según una encuesta realizada a empresas socias durante 2019, las mujeres están mayoritariamente en faenas y labores de administración; el foco del Círculo también es que exista una mayor presencia en cargos de decisión en el gremio, como consejeras o presidentas de comité, por ejemplo.

Nayaret Jara, encargada regional del Programa Buenas Prácticas Laborales del Sernameg, señala que “para lograr esto el llamado es a derribar estereotipos y contratar talento por sobre una mirada de género”. 

A su juicio, éstas son barreras que predisponen, muchas veces, a los líderes de las compañías. Los estereotipos tienen que ver con considerar que las mujeres tienen habilidades para ciertas tareas y no para otras, pero esto a veces no concuerda con la realidad. “Por eso, se debe buscar el talento, sin etiquetas ni modelos”.

En este sentido, la profesional valora el enfoque vigente del gremio con la capacitación realizada por el Círculo. “Esta es la apuesta que hace la CChC. Preparan a las trabajadoras para que pasen la línea de calidad, entendiendo que existe una brecha”.

Sin embargo, advierte que se pueden entregar las herramientas, pero también es necesario que se abran los espacios que permitan avanzar. Destacó que aún existe un 60% de mujeres en el país que no accede al mercado de trabajo, por diferentes razones.

Asimismo, precisó que las empresas que contratan personal femenino salen antes de las crisis, tienen mayor diversidad de ideas y los ambientes laborales mejoran y son más saludables.

Finco Online busca reactivar dinamismo del sector inmobiliario

Finco Online busca reactivar dinamismo del sector inmobiliario

Debido a la crisis sanitaria, la muestra se convierte en una iniciativa totalmente digital y con ello en un esfuerzo inédito de las inmobiliarias por revertir la caída de un 32% que mostró el mercado inmobiliario entre enero y abril de este año.   

Por primera vez, en sus 18 años de existencia la tradicional Finco será un evento digital. A través de la plataforma www.portalfinco.cl se exhibirán 145 proyectos habitacionales del Gran Concepción de 40 empresas socias. La iniciativa se realizará por 12 días, entre el 18 y el 30 de junio.

Desde la CChC anticiparon que incluso algunas inmobiliarias tienen programados lanzamientos de nuevos proyectos y que se presentarán iniciativas ubicadas en Chillán, región de Ñuble, y Pucón, en la región de La Araucanía.

De esta manera, el público podrá vitrinear toda la oferta inmobiliaria a un solo click de distancia.

Nathalie Dubois, presidenta del Comité Inmobiliario, resaltó que la Finco tiene un rol preponderante en toda la cadena de la industria inmobiliaria y en aportar a la reactivación económica de la región.

Comentó que la muestra tiene una injerencia importante en las ventas del sector, donde en un año normal, la feria generaba entre el 15% y el 20% de las metas anuales de una inmobiliaria.

Por su parte, Claudio Lanas, presidente de la comisión organizadora, señaló que las empresas están preparadas digitalmente para que el público pueda, además de cotizar una vivienda, acceder a una preaprobación de créditos hipotecarios. “Nos hemos preparado con tecnología para que los clientes recorran a través de pilotos virtuales una propiedad y tenemos personal capacitado para que a través de redes sociales y otros medios como whatsapp respondan todas las dudas de los interesados”.

Añadió que la transformación digital de la feria ha implicado un cambio cultural en los equipos de venta de las empresas que se han especializado para atender a la demanda que pretende generar la feria digital.

Dubois señaló que las inmobiliarias están realizando un esfuerzo para apoyar a sus clientes, en medio de emergencia sanitaria, flexibilizando algunas condiciones. Entre las medidas, algunas compañías han optado por dar facilidad en los pagos o eliminar multas por desistimientos.

La dirigente llamó a las empresas a cuidar al cliente para que se puedan reactivar las ventas del rubro.

Agregó que si bien en el escenario actual han disminuido las cotizaciones, el cliente que llega es el interesado y el que concreta la compra.

La mayoría de las inmobiliarias participantes en la Finco Online están flexibilizando algunas condiciones, como dar facilidad en los pagos, como una manera de apoyar a sus clientes.

CIFRAS INMOBILIARIAS

La CChC local dio a conocer las estadísticas respecto del panorama del mercado inmobiliario en los meses que comenzó a extenderse la pandemia por el país. Entre enero y abril la venta de viviendas nuevas sufrió una caída anual de 32% con 1.527 unidades comercializadas.

En tanto, solo en abril alcanzaron a 292 viviendas, lo que significa un retroceso de un 60% respecto de igual mes de 2019.

Dubois explicó que la diferencia se debe a los efectos económicos que el coronavirus está imprimiendo a la situación global y al sector. Esto se suma a exigente base de comparación que la suspensión de la Finco -tradicionalmente se realizaba en ese mes- genera en la demanda por viviendas.

“Históricamente, abril es un mes considerado alto en ventas por la realización de la muestra, donde se comercializaban alrededor de 4.000 viviendas”, puntualizó.

Durante abril la oferta ha iniciado un lento proceso de descenso, llegando a las 9.523 unidades, un 5% menos que en el mes inmediatamente anterior. Para Dubois este nivel de oferta sumado a la ralentización de la demanda está elevando el indicador de meses para agotar stock. Hoy el tiempo promedio de venta de las propiedades alcanza los 33 meses, cifra similar a la registrada durante la crisis subprime.

La presidenta del Comité Inmobiliario entregó una buena noticia respecto de los proyectos DS 19 de Integración Social y Territorial – que también estarán presentes en Finco Online– y que cumple un rol importante en la actividad, ya que se ha consolidado como una línea para las empresas socias. Añadió que “este programa ha sido inmune a la pandemia”, por lo que se debe considerar como una opción de desarrollo para las organizaciones.

Mundo inmobiliario: Emergencia sanitaria aceleró procesos online para acercarse a clientes

Mundo inmobiliario: Emergencia sanitaria aceleró procesos online para acercarse a clientes

Desde el estallido social, las inmobiliarias locales comenzaron a potenciar plataformas digitales para la atención al público y canales de negocios. Hoy, debido a la pandemia, pilotos virtuales, videollamadas y créditos online son parte de una necesaria estrategia comercial.

La pandemia de coronavirus adelantó un proceso que muchas inmobiliarias locales ya venían trabajando. El desafío de la digitalización tanto para la atención de clientes como para la promoción de sus proyectos es una tendencia que incluso podría durar más allá de la crisis sanitaria.

Varios representantes de esas empresas comentan que por el nuevo escenario debieron ajustar sus presupuestos, para dar mayor prioridad al modo online. Ello, influenciado además porque la mayoría cerró sus salas de venta durante los primeros meses de la crisis sanitaria.

Tres inmobiliarias locales cuentan cómo se están adaptando a la vía digital para acercarse a los clientes y cerrar operaciones de venta.    

Francisco Aros, gerente comercial de Aitue, señala que cerraron sus salas de venta el 15 de marzo, pero que continuaron atendiendo a los clientes de manera remota. “Es un proceso que veníamos desarrollando desde el año pasado y que nos sirvió para estar preparados para cuando tuvimos que decidir el cierre de estas oficinas”.

Hoy, con la reapertura de las salas de ventas con horarios más acotados y atención a una menor cantidad de personas; los canales digitales cobran una especial relevancia.

Aros señala que la situación hizo que profundizaran las herramientas tecnológicas, como pilotos virtuales y tours 360° para cada uno de sus proyectos y modelos. “En forma paralela también reforzamos la atención remota, a través de comunicación vía celular, por whatsapp y videollamada”.

Explica que crearon una agenda virtual de atención al cliente. Por medio de ésta, el interesado puede solicitar una hora de atención, agendarla según su disponibilidad y elegir el medio o plataforma por el cual quiere ser contactado. Son más de 120 las reuniones agendadas desde que comenzaron con esta plataforma, hace dos meses.

Además, la inmobiliaria entrega la posibilidad de una visita presencial al proyecto, si el cliente está interesado. Obviamente, con normas de protección de acuerdo a la situación de crisis y autocuidado.

Respecto de la tendencia hacia medios digitales, Aros precisa que en el caso de unidades como departamentos, los clientes se están acostumbrando a conocer los proyectos mediante una atención remota, sin embargo, para las viviendas en extensión las preferencias son visitas presenciales.

A su juicio, la emergencia sanitaria traerá una evolución en el sector inmobiliario, enfocado en la tendencia hacia la vía virtual y la presencia de las empresas en varios canales digitales simultáneamente.

“La emergencia sanitaria traerá una evolución en el sector inmobiliario, enfocado en la tendencia hacia la vía virtual y la presencia de las empresas en varios canales digitales simultáneamente” (Francisco Aros, Aitue).

MAYOR COMUNICACIÓN A DISTANCIA

La inmobiliaria Lontue tiene un sitio web en el que se apoyan fuertemente para llegar a los potenciales compradores. Juan Ignacio Lathrop, gerente comercial de la empresa, señala que se incluye información detallada de las unidades, con valores actualizados y un simulador de crédito y dividendo.

Asimismo, la página cuenta con recorridos virtuales de los proyectos y tours reales con fotos 360° de los pilotos. Lathrop comenta que estas herramientas les han servido bastante en la interacción con clientes y en especial con quienes no están cerca geográficamente del proyecto.

Señala que a estos recorridos virtuales se puede acceder desde un computador, un celular e incluso de lentes de realidad virtual.

“Desde el 18-O todo lo remoto ha tenido una evolución vertiginosa. En condiciones normales el flujo de clientes y comunicación era un 50% presencial y 50% a distancia, hoy pensamos que la relación es 20% a 80% o incluso más en esta última tendencia”, afirma el ejecutivo.

Agrega que los portales de venta también ayudan a que los números se inclinen hacia internet. El ejecutivo añade que quien llega a la sala de ventas es el cliente interesado, el que va a tomar la decisión para formalizar la compra, porque ha conocido el proyecto a través de medios en línea.

Lathrop precisa que el cambio hacia el ámbito digital “no es sorpresa” en el rubro inmobiliario, pero que desde el estallido social el salto fue más rápido. Agrega que quienes empujaron la transformación fueron los propios clientes. “Tengo que adaptarme a lo que mis clientes están utilizando y si ellos usan esas herramientas, las incorporo en mi negocio, así como también en el caso de creación de nuevos productos”.

Finalmente, Lathrop indica que otras de las buenas plataformas para conectarse con el público objetivo son los chat virtuales y la aplicación Whatsapp Bussines.

PILOTOS VIRTUALES

Roberto Schmidlin, gerente comercial de Inmobiliaria Futuro, explica que el concepto que hoy prima en el mundo inmobiliario es usar la tecnología para llegar a los clientes. A raíz de la contingencia, los principales canales para el contacto con el público han sido la página web y las redes sociales, en especial whatsapp.

Como en la inmobiliaria han preferido ser más cautos y mantener sus salas de ventas cerradas implementaron tours virtuales de cada uno de sus proyectos, realizados por una ejecutiva que muestra la unidad a los clientes a través de un vídeo en la web. “Es igual a una visita a un piloto pero desde la plataforma en línea”, comenta el ejecutivo.

Schmidlin señala que estas acciones online aportan a que el cliente conozca la unidad y esté más cerca del cierre de un negocio. Sin embargo, como la mayoría se decide en una visita al proyecto o a la sala de ventas, la inmobiliaria mantiene, previa coordinación, la estrategia presencial a los departamentos.

Agrega que en la web además se puede acceder a un cotizador en línea y a un chat online. No obstante, afirma que lo más usado para comunicarse entre la empresa y el cliente en estos tiempos de crisis es el whatsapp. “Tuvo un alza de un 150% entre lo que se cotizaba en un mismo periodo el año pasado y durante este 2020”.

Según Schmidlin lo anterior obedece a que la pandemia obligó a esta transformación digital de la que el sector llevaba un tiempo hablando, pero que algunas inmobiliarias no terminaban de materializar.

Reuniones virtuales del Círculo de Mujeres se convierten en apoyo para socias

Reuniones virtuales del Círculo de Mujeres se convierten en apoyo para socias

El grupo de la CChC Concepción está cumpliendo un rol fundamental de contención para las profesionales que forman parte de la instancia. A las actividades gremiales que planifican se suman momentos para compartir experiencias en medio de la pandemia.    

El nuevo modelo de reunión, caracterizado por el encuentro a distancia a través de plataformas virtuales, que lleva a cabo el Círculo de Mujeres de la CChC Concepción ha permitido a las socias sobrellevar de mejor forma los impactos de la pandemia y del aislamiento social.

Las jornadas, ahora en versión online debido a la emergencia sanitaria, se iniciaron en abril como una forma de coordinar las actividades gremiales del grupo. Hoy se han transformado en un espacio para compartir tanto experiencias profesionales como personales entre sus integrantes.

De acuerdo a lo comentado por las socias, estas instancias han servido para mantenerlas en contacto, debatir ideas y analizar la situación actual. Además, ha propiciado la contención necesaria ante esta pandemia.

A las reuniones, que se realizan semanalmente, se han invitado a profesionales para que entreguen su mirada sobre diversos temas de interés para las asociadas. Entre ellos, cómo abordar la pandemia desde el ámbito laboral y personal; cómo mejorar la imagen para el teletrabajo y cómo canalizar las emociones en medio de la crisis.

Nathalie Dubois, presidenta del Círculo de Mujeres, señala que “hoy más que nunca es clave el apoyo entre pares y que el grupo pueda ser una herramienta de contención ante los efectos de la emergencia. Esa es la fórmula para fortalecernos y así aportar de buena forma a la actividad gremial”.

La dirigente agrega que las relaciones y el contacto con el otro, aunque sea de manera virtual, son fundamentales para el bienestar general de una persona. Por ello, resalta la importancia de mantener el vínculo de este grupo de socias.

Cuenta que fruto de estos encuentros han surgido ideas que ya han ejecutado con éxito en el ámbito gremial como la elaboración y distribución de escudos de protección facial entre los socios y la creación de un Instagram para difundir y relevar el trabajo de las mujeres en el sector de la construcción.

Otro de los desafíos será implementar un programa de capacitación online para trabajadoras en obra, a través de una alianza con el Servicio Nacional de la Mujer y Equidad de Género (Sernameg) y poder elaborar un convenio con jardines infantiles para que las mujeres cuenten con apoyo a la hora de concurrir a su trabajo.

“Hoy el apoyo entre pares es clave. Ésa es la fórmula para fortalecernos y así aportar de buena forma a la actividad gremial” (Nathalie Dubois, presidenta Círculo de Mujeres).

EXPERIENCIA EN EL CÍRCULO

Jocelyn Pabst, gerente de proyectos de Calefactores Pabst, integra el grupo desde hace un año. Sostiene que participar en esta instancia ha sido una experiencia positiva, tanto en el plano laboral como personal.

Nutricionista de profesión, Jocelyn afirma que el grupo ha sido clave para conocer en profundidad el mundo empresarial. “Vengo de otra área e incorporarme al ámbito de las empresas, sin duda, ha sido más sencillo con el apoyo del Círculo. Siento que este año he aprendido mucho de todas las que mujeres que comparten el grupo”.

Destaca además que se mantiene un espíritu solidario e integrador. “Creo que gracias a la buena acogida que me brindaron y las experiencias compartidas he logrado potenciar nuevas habilidades personales y profesionales”.

Respecto de las actividades gremiales, señala que hoy se concentran en lograr que mujeres trabajadoras también puedan potenciar sus capacidades por medio de aprendizajes.

Ximena Méndez tiene una constructora junto a su marido. Ella se encarga de la parte administrativa. Hoy vive en Llanquihue, en la región de Los Lagos, y desde ahí participa cada semana en las sesiones del Círculo de Mujeres

Cuenta que a raíz de la pandemia, durante estos meses “el grupo ha estado más enfocado en convertirse en un apoyo para nosotras, servir como un espacio para la contención y liberar tensiones”.

Cree que esos objetivos son valiosos en medio de la coyuntura. “Estar abocadas a fortalecernos en esta crisis sanitaria es importantísimo para desempeñarnos en nuestras labores. Por ejemplo, en mi caso, dentro de la empresa somos solo dos mujeres”, dice.

Ximena ingresó al grupo a principios de 2019, pero su participación ha sido más constante durante este año. “Al principio pensé que era una actividad puntual dedicada solo a esposas de socios, pero luego me di cuenta que éramos todas mujeres que trabajábamos en el rubro y que la instancia era permanente y organizada”.

En este último punto destaca que hoy tienen áreas específicas de trabajo y comisiones encargadas de las tareas de cada uno de esos ámbitos.

La arquitecta Paula Vega, es directora ejecutiva de Ecosustenta Consultores y se incorporó al Círculo en septiembre del año pasado. Cuenta con estudios y un magister sobre eficiencia energética.

Es una de las socias más nuevas en sumarse al conglomerado femenino y también a la CChC. Dice que su vivencia en el grupo le ayudó a mirar la crisis sanitaria como un fenómeno que a todas les afectaba de manera similar. “Me integré al inicio del estallido social y ahora con la pandemia pude apreciar que los efectos en nuestro trabajo, por ejemplo, eran compartidos por varias mujeres del grupo”, señala.

Agrega que han sido sesiones “muy sanadoras” en las que se ha trabajado bastante el tema de la contención emocional de cada una.

“Con el encierro, uno se vuelca a vivencias personales y el contacto social es mínimo. La mayoría estamos con teletrabajo, por lo que la actividad del Círculo de Mujeres es una valiosa manera de compartir y tener momentos gratos, en medio de la pandemia”, finaliza la profesional.

Inmobiliarias comienzan a abrir salas de ventas en el Gran Concepción

Inmobiliarias comienzan a abrir salas de ventas en el Gran Concepción

Luego de más de dos meses de iniciado el brote de coronavirus en el país, las empresas apuestan a la apertura de sus salas de ventas, para afianzar la cercanía con sus clientes. La medida, aclaran en las compañías, se irá monitoreando según la coyuntura sanitaria y el interés del público objetivo.

Al iniciarse la pandemia de covid-19, la mayoría de las empresas inmobiliarias optaron por cerrar sus salas de ventas para evitar posibles contagios y potenciar sus estrategias de acercamiento a los clientes a través de vías virtuales y redes sociales. Hoy, a más de dos meses de la pandemia, algunas inmobiliarias han iniciado la apertura de estos espacios, con estrictas medidas de protección sanitaria.

Entre los ajustes implementados en el sector están contar con un número menor de colaboradores para la atención, en algunos casos solo uno por sala de venta; proveer de artículos como mascarillas y alcohol gel para clientes, restricción de horarios de funcionamiento y agendamiento de las visitas.

La inmobiliaria Itrio inició esta semana un plan piloto de apertura de sus salas de ventas en sus dos proyectos en el Gran Concepción, uno en esta comuna y otro en Hualpén. Pablo Martínez, jefe comercial, señala que se decidió abrir las oficinas debido al interés de clientes por tener información más cercana de los proyectos.

Pero, aclara que “es un plan piloto que se irá monitoreando semana a semana según la contingencia sanitaria y al real interés de los clientes”.

Cuenta que en cada una de las dos salas de ventas se cuenta con un solo jefe de ventas para la atención y que ésta debe ser coordinada a través de la página web de la empresa o mediante correo electrónico. Esto, para que exista atención exclusiva a un solo cliente.

Además, se recomienda no llevar a la sala a adultos mayores, ni a niños y que, idealmente, concurra la menor cantidad de personas, 1 o 2 como máximo.

En cuanto a los resguardos sanitarios, Martínez señala que se dispone de alcohol gel, mascarillas para clientes y personal de la empresa. Así como también se realiza una sanitización periódica con amonio cuaternario a la infraestructura.

Los horarios de atención son más restringidos que los normales. En el proyecto de Concepción el funcionamiento se realiza de 11.00 a 16.00 horas y en el de Hualpén de 11.00 a 17.00 horas.

El ejecutivo recalca que se continúa fuertemente con la exhibición de iniciativas por canales online, donde se puede navegar a través de pilotos y tours virtuales. Comenta que en cuanto a las visitas presenciales a proyectos se pueden realizar con estrictas medidas como distanciamiento físico, usos de mascarillas y con un máximo de dos personas, las que igualmente deben ser agendadas.

Entre los ajustes implementados por las inmobiliarias para sus salas de venta están el contar con un número menor de ejecutivos para la atención, reducción en horarios de funcionamiento y privilegiar las visitas agendadas.

HORARIOS ACOTADOS Y PROTECCIÓN SANITARIA
La inmobiliaria MNK cuenta con 6 proyectos en venta en la región del Biobío. De ellos, 3 se ubican en el Gran Concepción, con sus respectivas salas de venta, y los otros restantes, en Los Ángeles, con una oficina para los 3 proyectos. Luego de un análisis de dos semanas, la empresa decidió abrir estos espacios.

Así, desde mediados de mayo mantienen las salas con nuevas medidas para su funcionamiento. Una de ellas es la reducción del personal, que de 2 a 3 ejecutivos, hoy solo una persona recibe a los clientes.

Además trabajan con horarios más acotados. Pasaron de atender de lunes a domingo, de 09.00 a 19.00 horas a una jornada que va de lunes a sábado, de 11.00 a 18.00 horas.

Adicionalmente, cada sucursal de ventas cuenta con artículos sanitarios como alcohol gel, guantes, protectores faciales y cubrecalzado.

Álvaro Meneses, gerente comercial, señala que pese a la importancia de las salas de ventas para concretar negocios, hoy debido a la pandemia, los esfuerzos están concentrados en el mundo online.

En este sentido, agrega que los presupuestos se han readecuado para fortalecer esa línea y se trabaja en potenciar el material visual. “La idea es tratar que los clientes tengan la mayor información posible del proyecto sin recurrir a la sala de ventas”, indica el profesional.

Sin embargo, si un cliente desea avanzar más en el proceso de compra o visitar proyectos o pilotos puede concurrir a esas salas de ventas, con una coordinación previa.

Meneses advierte que las aperturas de estas oficinas están permanentemente en evaluación, por lo que no descartan modificar la idea, según evolucione la coyuntura sanitaria.

En la misma línea, la inmobiliaria CISS apostó por reabrir sus 14 salas de ventas en el Gran Concepción. En ellas se contemplan artículos de seguridad para proteger a quienes se desempeñan en ellas y a los clientes.

Christian Kother, gerente comercial, indica que elaboraron un protocolo para los ejecutivos y clientes que visiten esas oficinas. Incluye la desinfección de zapatos al ingreso, uso de mascarilla, distanciamiento físico, uso de careta e instalación de mica separadora en escritorio de atención.

Así como también la prohibición de tocar nada en la visita, el ingreso de solo 1 persona y lavado de manos con alcohol gel.

En estos locales, la jornada de trabajo se acortó en una hora y solicitaron solo a las ejecutivas que cuenten con vehículo acudir a la sala de ventas. Kothher agrega que “estamos absolutamente flexibles ante las necesidades de cada ejecutivo, por ejemplo, en el horario. También ordenamos que solo atendiera un ejecutivo en cada punto, haciendo turnos éticos, para no toparse”.

Como en otras inmobiliarias, la medida de apertura está en evaluación permanente, dependiendo de las condiciones sanitarias y flujo de clientes.

Ver Protocolo Sanitario de la CChC para Salas de Venta (desde página 10)

Baja productividad y fuerte impulso en ventas online: el nuevo escenario de la industria local

Baja productividad y fuerte impulso en ventas online: el nuevo escenario de la industria local

Constructoras e inmobiliarias socias analizan día a día el escenario de trabajo y hacen esfuerzos por retomar los ritmos previos a la pandemia. Sin embargo, persisten demoras en la cadena productiva y mayores costos asumidos por paralizaciones de obras. 

La pandemia del coronavirus transformó el rubro de la construcción e inmobiliario local. Si bien con el 18-O el sector en general mostraba un escenario a la baja, con una caída de la inversión de un 7,7 en el país; debido a la crisis sanitaria, las empresas han debido paralizar sus obras y cerrar salas de ventas para evitar riesgos.

Entre los socios del gremio, señalan que este escenario derivó en una menor productividad, retrasos en los proyectos y postergación de nuevas inversiones. Hoy las empresas hacen un esfuerzo para mantener el trabajo continuo y no terminar con contratos o suspender los menos posibles.

La constructora Manzano del Grupo Paumar mantiene obras en el Gran Concepción y en la región de Ñuble (Chillán, San Pedro de la Paz, Dichato y Concepción). Con las cuarentenas decretadas tuvieron la obligatoriedad de detener los proyectos en las comunas con esa medida y los cordones sanitarios ralentizaron el ritmo de la actividad.

Cristian San Martín, gerente de la constructora, comenta que trabajar en medio de un cordón sanitario puede ser incluso más complejo que afrontar una cuarentena. “Con esa restricción, el cese es obligatorio, pero con el cordón sanitario son muchos los factores que hay que coordinar para mantener una obra activa y en ocasiones simplemente no es posible”.

Entre ellos, el desplazamiento de trabajadores se hace más difícil y la cadena que interviene para la operatividad de una faena también se ve seriamente afectada. Como ejemplo, al aplicarse el cordón sanitario en San Pedro de la Paz, paralizaron la obra que iniciaban en esa comuna, pues la medida les impedía trasladar insumos básicos fuera de ese territorio.

En Chillán, cuenta el ejecutivo, estuvieron varios días sin hormigón, ya que la planta que les proveía el material no se ubicaba en esa zona. Así como también, parte del equipo de trabajo se quedó sin poder ingresar a la ciudad, al decretarse la restricción.

En la actualidad, están tomando todas las medidas de seguridad para cuidar a los trabajadores y tratando de retomar un equilibrio entre los recursos y la productividad. Pese a que la mano de obra se vio muy disminuida en los episodios críticos de cuarentena y cordones sanitarios.

“Evidentemente la productividad hoy está siendo fuertemente dañada. Los proyectos se están atrasando con todos los sobrecostos que eso implica, porque se ha afectado a toda la cadena del sector”, afirma San Martín.

Agrega que también dependen de otros equipos como contratistas y empresas de suministros. Señala que hay trabajadores que incluso se han cambiado a viviendas en comunas donde están los proyectos o subcontratistas que trasladan sus oficinas para continuar con sus labores. “Se están haciendo todos los esfuerzos por parte de la gente que está en el rubro para seguir con la actividad”, dice San Martín.

La estrategia, según el gerente, es trabajar coordinadamente con los mandantes para enfrentar la baja productividad de las obras. Añade que el aparato público tiene un rol fundamental para reactivar la cadena. “Es necesario que se aceleren una serie de procesos que le permiten funcionar al rubro. Como también es fundamental realizar mayores esfuerzos para agilizar la tramitación de los estados de pago”, precisa.

Pese a los mayores costos y consecuencias de la emergencia sanitaria, hoy las empresas hacen un esfuerzo para mantener el trabajo continuo en obras y no terminar con contratos o suspender los menos posibles.

RETOMAR LAS FAENAS

Cuando se inició el brote de covid-19 la constructora Ravanal mantenía 4 obras en ejecución en Concepción, Coronel, Hualpén y San Pedro de la Paz. Al establecerse las cuarentenas y cordones sanitarios la empresa decidió detener esos proyectos.

Orlando Ravanal, gerente de Administración y Finanzas de la constructora, señala que era muy complejo el funcionamiento de las faenas con ese tipo de restricciones. “El modo de operar y los traslados de los propios trabajadores se hacían difíciles con casi la mitad del Gran Concepción detenido”, acota.

Al levantarse estas medidas, retomaron el trabajo con un estricto conjunto de medidas sanitarias en cada obra. Lo anterior, cuenta Ravanal, no fue fácil en un inicio, ya que artículos como mascarillas y alcohol gel tenían una altísima demanda y stock limitado.

En la actualidad, las nuevas normas preventivas en los proyectos son parte de la política de la empresa. Se contemplan acciones como la medición de temperatura al ingreso de la obra, instauración de un comité de crisis en cada faena y sectores especiales ante posibles casos de contagio, entre otras.

Ravanal cuenta que una de las consecuencias de todo el panorama frente a la pandemia es que “obviamente el avance en los proyectos durante abril fue inferior a lo que estaba programado, con un retraso importante en las obras”.

SECTOR INMOBILIARIO

En el área inmobiliaria, la pandemia aceleró un proceso que varias empresas ya estaban poniendo en marcha. Por eso, el cambio hacia la venta en línea cobró un mayor impulso, luego de que la mayoría cerrara sus salas de ventas.

Juan Ignacio Lathrop, vicepresidente del Comité Inmobiliario de la CChC Concepción, dice que ya se venía trabajando en el sector local en formas remotas de atención. Tour virtuales, visitas en 360º, atenciones vía whatsapp y videoconferencias hoy son la forma que tienen de llevar a cabo la comunicación con sus clientes.

Sin embargo, cuenta el dirigente, aún no se dejan de lado las visitas presenciales a proyectos. Ahora con estrictas medidas de seguridad y con una menor cantidad de gente.

Asimismo, ante la emergencia sanitaria, las inmobiliarias han tratado de evitar los desistimientos con una serie de medidas a favor de sus clientes. Lathrop agrega que muchas veces se analiza caso a caso y que han adoptado una política “más flexible” de las condiciones para formalizar un negocio.

El ejecutivo recalca que el mercado inmobiliario puede adaptar su plan de negocios de acuerdo a las crisis. “Se puede controlar de cierta manera el stock y comercialización de proyectos, porque sabemos que la compra de un inmueble es una inversión a largo plazo y bien pensada”.

Respecto de la “guerra de precios” que algunos anticipan en el sector, Lathrop señala que el concepto está descontextualizado con la realidad en regiones. Señala que debido a las características del mercado local la competencia es menos agresiva que en Santiago.

“Lo que hoy ha cambiado es la programación de los descuentos, que puede adelantarse, pero en ningún caso se llegará a vender a valores que perjudiquen financieramente a la empresa”, señala. Expresa que las inmobiliarias prefieren esperar para vender un proyecto, que hacerlo fuera del precio de mercado.

RELACIÓN CON LA BANCA

Otro de los efectos para el rubro inmobiliario, no solo producto de la crisis sanitaria, sino también, del estallido social es la baja en la aprobación de los créditos hipotecarios. Por ello, comenta Lathrop, desde la CChC se han impulsado reuniones con distintos agentes bancarios para conocer si existen cambios en las políticas de riesgo de esas instituciones.

Lathrop explica que “desde el punto de vista de la venta entendemos que la banca está respondiendo un poco más lento, porque se están priorizando otras áreas a raíz de la emergencia”, expresa.

Según el dirigente, estas entidades son una parte de la cadena del negocio inmobiliario y también se necesitan que otras instituciones puedan agilizar sus procesos para impulsar una salida a hacia la reactivación económica en general.