Jaime Astete, gerente general de Hidrocentro: “Este año obliga a las empresas a actuar con mucha cautela y cuidado”

Jaime Astete, gerente general de Hidrocentro: “Este año obliga a las empresas a actuar con mucha cautela y cuidado”

El ejecutivo y socio de la CChC explica que ante la crisis del coronavirus, su negocio ha potenciado el mercado online y el trato a través de plataformas tecnológicas con los clientes para atender sus requerimientos.

¿En qué consiste su negocio? 

Hidrocentro es una empresa que se dedica a la distribución de materiales para instalaciones de agua y riego. El foco de nuestras ventas está orientado a las constructoras, instaladores sanitarios y ferreterías en general, esos son los nichos de mercado a los cuales apuntamos.

Además contamos con una empresa de transportes y logística y una importadora, ya que traemos desde China gran parte de los productos que ofrecemos.

Por nuestra especialización, la empresa está considerada como estratégica, por lo vital que es el suministro del agua, sobre todo en catástrofes.

¿De qué forma le ha afectado la contingencia actual?

La atención se ha ido modificando debido a las medidas que ha ido aplicando la autoridad frente a esta pandemia. En San Pedro de la Paz y Chillán, que están afectadas por un cordón sanitario, estamos atendiendo las emergencias con turnos éticos, muy reducidos. En el caso de ésta última comuna, se cerró un local. En cambio en Concepción, Los Ángeles y La Serena, funcionan con mínimo personal.

La venta online se ha intensificado (www.hidrocentro.cl) y hace unos dos años creamos grupos de whatsaap con clientes por tienda; lo cual por la dificultad de desplazamiento, han adquirido mucha relevancia y estamos despachando todo lo que clientes requieran.

¿Cuáles son las expectativas que tienen para este año? ¿Cómo está el ánimo empresarial?

Desde el punto de vista de la inversión, el crecimiento y la rentabilidad de la empresa es un año bastante complicado, lo que nos obliga a actuar con mucha cautela y cuidado sobre todo en los gastos.

Esta crisis sanitaria nos toca a todos. Es un verdadero llamado a la conciencia. Ojalá después de ella podamos cambiar nuestra forma de actuar en la vida, cuidemos el amor, el trabajo, el medioambiente y al prójimo. Que reiniciemos la vida con una mirada distinta.

Carlos Balart, jefe de sucursal Concepción DVP, Frente al coronavirus y crisis social: “Hemos visto afectada la cadena de suministros y la logística”

Carlos Balart, jefe de sucursal Concepción DVP, Frente al coronavirus y crisis social: “Hemos visto afectada la cadena de suministros y la logística”

El consejero nacional del gremio –además es embajador de MundoSocios- comenta que el tema del coronavirus los ha obligado en su empresa ha priorizar el teletrabajo, como estrategia para continuar con la actividad comercial.

¿Cuál es la principal actividad de su empresa?

DVP es una compañía que se dedica a la fabricación de productos plásticos para la construcción, mueblería, productos industriales y para el hogar.

 

Respecto de la situación que vive el país ¿de qué forma le ha afectado en su actividad productiva y comercial la actual crisis sanitaria y el estallido social?

Nos ha afectado fuertemente. El alza del dólar, que ha venido subiendo progresivamente, ha sido un factor que influye en nuestra actividad productiva. Además se ha visto afectada la cadena de suministros y la logística. Por el tema del coronavirus, en Santiago la parte comercial y la mayoría de la administrativa trabajan online. Al principio del brote, en sucursales la atención era normal con las preocupaciones pertinentes, pero ahora se han organizado un sistema de turnos que rige desde hoy lunes, con dos grupos para que no se topen con el fin de minimizar el riesgo.

Por ejemplo, en Santiago trabajan 900 personas y la sucursal más grande tiene 6.

Antes del coronavirus estábamos fabricando solo los productos con mayor rotación y nada para stock.

 

¿Cuáles son las expectativas y el ánimo empresarial?

Si ya venían complicadas por el estallido social y la incertidumbre del plebiscito, con esta pandemia y sus efectos es peor aún, pues es un tema a nivel mundial y no solo afecta a nuestro país.

Álvaro Greene: “Debemos dar el ejemplo de relaciones horizontales”

Álvaro Greene: “Debemos dar el ejemplo de relaciones horizontales”

El actual miembro del Comité de Vivienda afirma que para construir un mejor país es necesario fomentar el liderazgo y el trato horizontal. “Nuestro gremio debe dar el ejemplo y actuar con el corazón”, señala el subgerente comercial centro sur de ICuadra. 

¿Cómo está operando su empresa actualmente?

Hoy operamos con normalidad, salvo cuando vemos que habrán acciones que podrían perjudicar los traslados de los trabajadores. En general, para quienes viven al norte del río Bío Bío, en esos casos adelantamos el retorno de los trabajadores a sus casas para que se eviten problemas de traslados y de esa forma, correr riesgos innecesarios.

Durante el período y para no detenernos, hemos mantenido el trabajo desde las casas cuando fue necesario. Nos dimos cuenta que las cotizaciones online seguían llegando, por lo tanto, no había razón para dejar de atender a esos clientes.

¿Cómo se aporta desde el sector a una solución de esta coyuntura?

Básicamente, las ventas responden al interés de los clientes, si éste existe se debe atender de la mejor manera posible, en el mínimo tiempo. Hemos tenido buena relación con el Serviu y la Dirección de Obras Municipales de San Pedro de la Paz, por lo que hemos avanzado independiente de los problemas que nos afectan a todos. La cordialidad y el respecto son fundamentales en momentos en que la intolerancia ha tomado espacios, que hoy van decreciendo.

Cómo socio ¿qué espera de la CChC en estos tiempos complejos?

Nuestro gremio tiene que dar el ejemplo y actuar con el corazón.

La CChC debe liderar, así como lo ha hecho en temas de seguridad, en los temas de responsabilidad social con los trabajadores, y en especial fomentar el liderazgo y trato horizontal. Los trabajadores, desde jornales hasta gerentes y dueños de empresas, debemos dar el ejemplo de relaciones horizontales, porque ésta es la base para tener el país que queremos. Estas son cosas fáciles de cambiar, porque dependen de cada uno de nosotros y no requieren de ningún tipo de políticas, ni recursos especiales.

Jorge Guardia, gerente regional constructora Pocuro: “El foco debe estar en los trabajadores de las empresas socias”

Jorge Guardia, gerente regional constructora Pocuro: “El foco debe estar en los trabajadores de las empresas socias”

El ejecutivo y miembro del Comité Inmobiliario de la CChC Concepción expresa que es necesario un diagnóstico de las necesidades de los trabajadores para ir mejorando su calidad de vida.

¿Cuál es la situación actual de su empresa?

Estamos trabajando a lo que nos hemos dedicado en los 45 años de experiencia que tiene la empresa, que es entregar hogares a nuestros clientes. Obviamente, no estamos ajenos a la actual situación social, para lo cual hemos dado las facilidades a nuestros trabajadores en los horarios de trabajo y hemos adoptado bastante flexibilidad en entender las realidades que tienen los diferentes proyectos y oficinas que están en las comunas de Concepción, San Pedro de la Paz, Coronel y Los Ángeles.

Gracias a la iniciativa de la CChC, que partió como una instancia para conversar sobre la seguridad en obra, ésta sirvió para escuchar a los trabajadores, saber de sus inquietudes, y tener un mayor acercamiento de todos quienes laboran en la empresa.

 

¿Cómo aportamos desde el sector para salir de esta crisis?

No hay que desanimarse o bajar los brazos. Si el momento exige cambios, tenemos que aportar cada uno lo que esté a su alcance para ser parte de la solución. Tanto en la empresa como en la familia hay que funcionar, priorizando lo más importante.

Como experiencia, formamos un grupo de whatsapp entre todos los que estamos ubicados en un mismo lugar de trabajo y nos vamos informando de las novedades. Hemos mejorado las relaciones humanas.

 

Como socio ¿qué espera de la CChC Concepción?

El foco debe estar en los trabajadores y empleados de las empresas socias. Se requiere de un diagnóstico de las diversas necesidades que cada trabajador tiene y cómo lo vamos mejorando en el tiempo, ya sea con acciones concretas de cada empresa o impulsando propuestas que deben ser canalizadas por organismos externos al gremio, como el Gobierno u otras entidades. La CChC funciona dentro de un sistema que está interrelacionado, por lo tanto, las buenas acciones influyen también positivamente en la sociedad.