CChC Concepción crea red de trabajo con notarios y conservadores

May 12, 2020 | Breves

Una iniciativa pionera a nivel nacional concretó la CChC Concepción al reunir en un conversatorio a notarios y conservadores de bienes raíces del Gran Concepción. La jornada sirvió para conformar una red de colaboración con miras a optimizar procesos, durante el periodo de pandemia.

A la reunión virtual accedieron más de 20 participantes, entre ellos, dirigentes del gremio local junto a notarios y conservadores de Concepción, Chiguayante, Coronel, Talcahuano, Tomé, Santa Juana, San Pedro de la Paz y Curanilahue. Además, asistieron el jefe del Departamento de Evaluaciones del Servicio de Impuestos Internos, Álvaro Droguett y el seremi de Vivienda y Urbanismo de la región del Biobío, James Argo.

Felipe Schlack, presidente del gremio local, afirmó que este tipo de instancia es única en el país y la finalidad es ir concordando maneras de mejorar procedimientos, pues “las notarías y conservadores son un eslabón clave en la cadena productiva del sector y de la economía de la región”.

El encuentro se centró en comentar la situación actual en la que se desarrolla la actividad registral y los desafíos que le impone la crisis sanitaria. Los abogados destacaron la modernización digital experimentada por la mayoría de notarios, conservadores y archiveros judiciales, que permite un acceso a documentos y tramitación en línea.

El presidente regional de la Asociación de Notarios y Conservadores, Néstor Ávila, indicó que han adoptado el uso de nuevas tecnologías, favoreciendo la comunicación con sus usuarios. Así como también, realizan un trabajo coordinado entre notarías.

Sin embargo, notarios y conservadores coincidieron en que estos avances deben apuntar a reducir lo más posible los tiempos de entrega de documentos. En este sentido, la notario de Chiguayante, Guacolda Contreras, señaló que hoy una inscripción tiene una demora entre 2 a 3 meses, lo cual –dijo- se debería realizar en sólo 15 días.

TRAMITACIÓN
Uno de los impulsores de esta reunión por parte de los notarios y conservadores, Carlos Miranda, explicó que uno de los objetivos trazados por su gremio es aportar al sector construcción e inmobiliario a través de respuestas y notificaciones con menor demora. A la vez, advirtió que ellos dependen de la rapidez de tramitación de otros organismos, como direcciones de obras municipales y bancos.

“Nosotros somos una parte del engranaje. Sin embargo, hay otras entidades que también tienen responsabilidad en agilizar los procesos”, señaló.

Los notarios expresaron que esta pandemia debe ser una oportunidad para modificar su trabajo y modernizarlo hacia plataformas digitales, pues las vías telemáticas permiten mejorar los tiempos de respuesta.

Agregaron que, idealmente, se debe aspirar a tener un sistema de plazos homogéneo para todas las notarias y conservadores del país.

En este contexto el seremi de Vivienda y Urbanismo, James Argo agradeció la invitación de la CChC a participar de esta instancia y señaló que su servicio está llano a trabajar de manera conjunta para aunar criterios que permitan ir destrabando los procesos.

Helen Martin, vicepresidenta de la CChC local, comentó que la tramitación de un proyecto inmobiliario tiene una demora de 1.000 días y que la tarea, incluso a través de este grupo, es reducir esos tiempos.

“Nuestro objetivo es que los procesos productivos se mantengan pese a la coyuntura que vivimos. Por eso, es necesario mejorar las condiciones para que los plazos disminuyan”, indicó.

La dirigente señaló que hoy todos los actores deben hacer un esfuerzo para asegurar que la cadena productiva del sector siga funcionando.

El grupo de trabajo entre la CChC local y los notarios y conservadores será una instancia permanente de interacción mientras perdure la crisis sanitaria.